Educar a un niño para que sea organizada

La mayoría de los padres quiere que sus hijos sean organizados. Se puede afirmar que la orden es necesaria para lograr una convivencia familiar plena y satisfactoria.

Hay niños y niñas que parecen haber nacido organizados. Sin embargo, en otros casos, el compromiso de los padres parece frustrar. Dentro de los valores que los padres deben inculcar en sus hijos, la orden sirve de base donde se apoyarán otros muchos valores importantes.

¿qué hacer para que el niño sea organizado

Los primeros años de vida son muy importantes para inculcar el orden en los niños. La creación de hábitos en las comidas, la higiene o en los estudios ayudarán en la propia organización del niño.

Otra característica de la orden es que se convierte en una necesidad para el niño, lo que ayuda a tener un cierto control sobre su entorno y le da estabilidad.

Antes de crear una serie de hábitos para el día a día del niño, conviene tener en cuenta que los objetivos que se quiere conseguir sean realistas y progresivos, adaptados a la edad del niño. También conviene reconocer estrechamente el progreso y el esfuerzo del niño, ya sea con elogios o premios.

Las rutinas o hábitos de acciones emprendidas son muy importantes para que el niño relacione cada momento con las acciones que se debe llevar hasta el fin. Por ejemplo, al llegar a la casa de la escuela el niño tiene que saber que antes de todo debe cambiar de ropa, lavarse las manos y luego ayudar a poner la mesa y, por último, sentarse a comer. Esta serie de rutinas sirve para interiorizar el orden en la forma de vida y el niño se las realizará sin esfuerzos.

Pero, el niño, como miembro de la familia, debe saber que también tiene responsabilidades de acuerdo con su edad y capacidad. Puede ayudar a los padres en las tareas de la casa. De esta forma aprenderá a trabajar en equipo y a colaborar en casa desde pequeña.

La convivencia y la armonía familiar se merecen este pequeño esfuerzo de poner orden en nuestra vida. Este cambio puede servir para ayudar a nuestros hijos con miras en el futuro y también para encontrar la paz y la tranquilidad necesarias en el núcleo familiar.

Fuente:
– TV para padres – me encantó